Safari por Sudáfrica

rhino-safari-southafrica

Safari por Sudáfrica

Os presentamos nuestra ruta de 23 días en este Safari por Sudáfrica recorriendo 4 países : South Africa, Namibia, Botswana y Zimbabwe. Un total de 5.989 km recorridos, incluyendo el vuelo de Cape Town a Windhoek (si contamos sólo lo recorrido con camión serían 4.000 km).

Un viaje totalmente recomendable que creemos debería hacerse una vez en la vida porque realmente es una experiencia inolvidable.

Un viaje donde la frase más popular y que no paramos de escuchar es el “AFRICAN MASSAGE”. Así es como con humor llaman a ese temblor continuo que sufres mientras circulas por las carreteras, sobre todo, de Namibia.

Debemos también mencionar que este Safari por Sudáfrica es un poco duro, no física sino mentalmente hablando. Los trayectos largos, las malas carreteras, los paisajes áridos interminables, el calor, tener que beber a veces agua caliente… todos estos factores y condiciones en general hacen que en algún momento del viaje te sientas totalmente exhausto y/o agobiado. No pasa nada, la solución es irse a dormir prontito que mañana será otro día y lo veremos todo de otro color 😊

 

Ruta del Safari por Sudáfrica

Día 1 ESPAÑA – CIUDAD DEL CABO

Salida desde Barcelona a Ciudad del Cabo vía Londres. Noche en vuelo de 11h hasta Ciudad del Cabo.

 

Día 2 CIUDAD DEL CABO

Llegada a Ciudad del Cabo 10h am.

Tenemos todo el día para descubrir la ciudad. De entre lo más destacado para visitar está la Table Mountain, Waterfront, Signal Hill (vistas), el barrio colorido Bo-Kaap, el museo de Arte Africano, el Cabo de Buena esperanza, Boulders Beach y sus pingüinos….

Decidimos comer algo rápido en un bar de tapas cerca del hotel e ir a ver el Barrio Colorido Bo-Kaap.

Comimos en el restaurante llamado La Parada Bar de Tapas, cerca del hotel. Sinceramente es la primera vez que vamos a un restaurante español fuera de nuestro país, y no estuvo nada mal la experiencia.

Bo-Kaap es un barrio que ha conservado su aspecto original. Fue un barrio poblado por gente que venía de Indonesia, Malasia e India, traídos por holandeses durante el siglo XVII para servir com mano de obra, unos esclavos conocidos con el nombre de “Cape Malays“. Cuando los británicos abolieron la esclavitud, estos esclavos residieron en esta zona. Actualmente es donde se encuentra la mayor concentración musulmana de la ciudad.

No se sabe muy bien el origen del colorido de las casas pero se dice que tal vez fuera tras la derrota de Holanda frente al Reino Unido, los ingleses tomaron la Ciudad del Cabo y liberaron a los esclavos del barrio malayo. Éstos contentos y felices salieron a sus calles y se cree que pintaron sus casas de colores vistosos.

Por la noche decidimos ir a cenar a un famoso restaurante llamado Mama Africa donde además de degustar carne típica de África puedes disfrutar de la música más tradicional del país.

Hotel Cape Diamond 3★

Ciudad del Cabo es la segunda ciudad más poblada de Sudáfrica, después de Johannesburgo. Cape Town fue el puerto de entrada desde el que se colonizó toda África austral y hoy en día es la ciudad más cosmopolita del continente.

Se desarrolló originalmente como estación de abastecimiento para los barcos de la Compañía Neerlandesa de las Indias Orientales, que viajaban a África Oriental, India y Asia. Este fue el establecimiento del primer asentamiento europeo en el África subsahariana.

Lo más destacado de la ciudad es la conocida montaña Table Mountain. António de Saldanha fue el primer europeo en escalar la impresionante montaña en 1503 y la nombró ‘Montaña de la Mesa’. La gran cruz que el navegante portugués talló en la roca de la Cabeza de León es aún fácil de encontrar.

 

Día 3 CIUDAD DEL CABO – GAANS BAI

De Cape Town hasta Gaans Bai hay 2,5h de trayecto. Lo más popular de esta ciudad es la actividad que consiste en salir en barca para ver los grandes tiburones blancos y sumergirse dentro de una jaula para verlos mucho más cerca.

Nosotros lo hicimos con Shark Diving Unlimited, pero hay muchas otras compañías. Los precios de esta actividad rondan entre los 1.700 y los 2.000Rands (2018), y se puede reservar y contratar fácilmente a través de sus webs.

Por la tarde, de vuelta a Cape Town, nos fuimos a visitar el  Waterfront y pasear por su muelle. Sería un poco lo que nosotros conocemos como un centro comercial pero este está todo construido al aire libre y donde la mayoría de los edificios datan del siglo XVIII. No es necesario ir a comprar, es un lugar agradable que invita al paseo y que nos ofrece una oferta variada de restaurantes. Lo mejor de todo son los pequeños espectáculos, mayormente de música, que ofrecen grupos de locales en cualquier rincón del Waterfront.

Hotel Cape Diamond 3★

 

Día 4 CIUDAD DEL CABO – WINDHOEK

Tenemos tiempo libre por la mañana hasta las 15h que nos vamos ya hacia el Aeropuerto. Hay 2h de vuelo hasta Windhoek.

Hemos contratado a través de la App Taxify un coche para ir a la playa de los pingüinos en Boulders Beach (Simons Town) por unos 380Rands (ida). Está sólo a una hora de trayecto. Hay dos entradas para acceder a esta playa, una es más larga que la otra, una por donde vas pasando por pasarelas donde ya se empiezan a ver los primeros pingüinos, y la otra entrada va más directa y rápida a la playa. El precio de entrada es de 75Rands para adultos (2018).

Comimos en Doppio Zero Cape Town, cerca del hotel, una pizzera muy rica y muy bien de precio. Nos hizo muy buen día por lo que pudimos disfrutar de su terraza y su buena música.

Por la tarde, a las 18h salía el vuelo a Windhoek, capital de Namibia.

Llegamos a la capital y sólo bajar del avión ya nos estaba esperando lo que va a ser nuestra casa; el camión que nos hará recorrer tres países, Namibia, Botswana y Zimbabwe, 4.000km de trayecto en carreteras sin asfalto cuya conducción se conoce como: AFRICAN MASSAGE.

Acamparemos por primera vez, aprendemos a montar la tienda y pasaremos nuestra primera noche durmiendo en nuestros sacos de dormir.

 

Día 5  DESIERTO DE NAMIB

Nos dirigimos rumbo sur hacia el desierto de Namib, llegamos al Parque nacional Namib – Naukluft (Patrimonio de la Humanidad), uno de los más antiguos del planeta, rodeado por cantidad infinita de dunas de arena rojiza que alcanzan los 350m; las dunas más altas del mundo. Una vez acampemos allá nos decidimos a ver la puesta de sol en la cima de la Duna Elin.

El Desierto Namib está creado gracias a la arena que arrastra el río Orange del Kalahari, llevando toda la arena al delta y una vez sale a la mar las corrientes son las encargadas de ir arrastrando esta arena hacia la costa e ir creando este extraordinario desierto.

Una de las actividades que se oferta en esta zona es el vuelo en avioneta, de unos 45 minutos, para disfrutar de una panorámica del desierto del PN Namib Naukluft. Nosotros no lo hicimos pero si que es cierto que lo recomandaría sólo si se confirma que el vuelo es a primera o última hora del día, ya que los vuelos al medio día no tienen nada especial, lo realmente bonito es ver el juego de colores que ofrece el sol y el paisaje y eso sólo es durante las primeras y últimas horas.

Campamento.

 

Día 6 DESIERTO DE NAMIB – SWAKOPMUND

El campamento está muy cerca de la entrada al parque nacional; éste abre las puertas a las 05:45h (atención hay cola y bastantes coches). Una vez entrar en el parque nos dirigiremos a la famosa Duna 45 (a 45km de la puerta) que no tiene nada de especial simplemente se hizo famosa gracias a Instagram. Lo mejor es llegar allí antes de que salga el sol, así puedes ver como va subiendo y disfrutar de los increíbles colores que nos ofrece el paisaje.

Justo después nos desplazamos en unos 4×4 al valle de Sossusvlei y el Deadvlei, un paisaje increíble e inesperado entre las dunas de color rojizo más altas del mundo.

Deadvlei  significa “marisma muerta” (de inglés muerto (dead), y afrikaans vlei, un lago o marisma en un valle entre las dunas). Se rodea de las dunas más altas del mundo, algunas de ellas hasta los 400m de altura. Esta zona se formó después de la lluvia, cuando el río Tsauchab se inundó, creando charcos temporales poco profundos que permitió que crecieran los árboles de espino de camello. Cuando el clima cambió, la sequía golpeó el área y las dunas de arena invadieron la zona bloqueando el río. Los árboles que vemos hoy en día con este color tan negro es porque el sol intenso los ha ido quemando con el paso del tiempo. Se cree que murieron hace unos 600-700 años.

Después de 5h de trayecto llegamos ya por la tarde a Swakopmund y nos fuimos a cenar a  un bar/restaurante (de estilo muy inglés) llamado Kucki’s Pub, donde probamos la carne de Oryx, realmente buena!

Esta noche dormimos en Hotel Dunedin Star Guest House.

– Swakopmund:

Los Namas fueron los primeros en habitar las proximidades de la desembocadura del río Swakop pero fueron los alemanes quienes se establecieron allá en 1892. Swakopmund fue fundada por el capitán Curt Von François para ser el principal refugio de los navegantes en la costa oeste de Namibia y así facilitar los intercambios entre la Alemania continental y su colonia. Hoy en día todavía ofrece un sorprendente patrimonio arquitectónico y natural. La delicadeza de su arquitectura colonial alemana contrasta mucho con las grandes dunas del desierto que la rodea y la fuerza del océano Atlántico donde pescan centenares de flamencos. Swakopmund se distingue también por sus numerosas tiendas de artesanía y su oferta gastronómica.

 

Día 7 SWAKOPMUND – CAPE CROSS

Salimos por la mañana rumbo a Cape Cross que está a unos 120km, tardando dos horas y media más o menos en llegar a la Reserva (a las puertas del PN Costa de los Esqueletos) y visitar la colonia de leones marinos más grande de África. Estas focas tienen orejas y pelo, se pueden contar hasta unos 100.000 ejemplares durante la época de cría que empieza en octubre. Como dato curioso os contamos que los machos llegan en octubre con unos 360kg y se van en noviembre con unos 180kg. Nos ahorraremos los comentarios. Las hembras no se van nunca, ellas siempre están aquí. Debemos advertir que visitar las focas puede ser un poco desagradable por la olor que desprenden, es una olor muy fuerte y bastante desagradable.

Seguimos nuestro recorrido siguiendo la costa de los muertos, haremos una parada rápida antes de comer, en una playa donde hay un barco atrapado. Este barco en concreto estaba siendo remolcado cuando se rompieron las cadenas y decidieron dejarlo para que se lo llevara la marea; a día de hoy aún lo podemos ver aquí atrapado en esta playa.

Después de comer, en cuestión de dos horas llegamos a Spitzkoppe, antiguo santuario bosquimano y una de las formaciones rocosas más curiosas del mundo (que pueden recordar a las Montañas de Montserrat cerca de Barcelona). Visitamos las pinturas hechas por los bosquimanos hace unos 2000 años, donde podemos ver todos los animales que dibujaban para, básicamente, información y enseñanza. Nos paseamos por sus rocas, saltamos de unas a otras y vemos la increíble puesta de sol en lo alto de una de ellas.

Esta noche dormiremos en una cueva, tenemos reservado el CAVE CAMP, una cueva abierta por encima donde mientras estas tumbado en tu “cama” puedes observar este cielo tan increíble que te ofrece Namibia, miles y miles de estrellas encima de ti. Y aquí debo comentar, que tras ver la cantidad de estrellas en el cielo, esa vista tan bonita desde dentro de la cueva, empezó a llover. Sí señores, en Namibia, en pleno desierto, nos llovió por la madrugada, justo la noche que dormíamos al aire libre. ¿Cómo llamáis a esto? ¿mala suerte?

– Cape Cross y Costa de los Esqueletos:

La costa Atlántica de Namibia es un lugar de auténtica leyenda. Desde la época de los exploradores portugueses, esta zona fue calificada como maldita por sus durísimas condiciones ambientales, con numerosas nieblas y bancos de arena que hacían naufragar a cualquier navío que se aproximara a la costa. Hoy en día y gracias a la mejora en la navegación pocos navíos zozobran en estas costas y la mayor parte lo hacen cerca de Swakopmund, no dentro del parque nacional Costa Esqueletos.

 

Día 8 SPITZKOPPE – TWYFELFONTEIN – DAMARALAND

Salimos muy temprano del campamento, a las 6h para llegar sobre las 16h a Twyfelfontein  “Fuente de la Duda” (traducción literal del idioma de los bosquimanos). Hacemos una visita guiada de una hora donde nos enseñan los grabados que fueron dejando en las piedras para enseñar a futuras generaciones. Los petroglifos datan entre 6.000 y 2.000 años de antigüedad. Los cazadores-recolectores bosquimanos de la Edad de Piedra fueron los autores de la mayoría de los grabados y, probablemente, de la totalidad de las pinturas rupestres. Las imágenes siempre representan animales y seres humanos.

Lo más curioso de estos grabados, además de que están muy bien conservados y se ven muy bien los dibujos, es lo bien que han sabido plasmar y diferenciar el rinoceronte negro y blanco. En verdad la palabra Blanco está mal traducida ya que se usaba la palabra WIDE (ancho) pero la confusión hizo que se quedara con Blanco (white) y como consecuencia, al otro rinoceronte lo llamaron negro. El rinoceronte Blanco (wide) se distingue por la boca ancha y siempre comiendo en el suelo. El negro, se ve con la cabeza en alto siempre comiendo hojas y con un morro más alargado. Como anécdota curiosa que nos contó la guía es que para reconocer a lo lejos los dos rinocerontes sólo hay que ver a dónde están los bebés, si están delante son los Blanco y si van detrás son los negros. Esta anécdota comentaba la guía, se asemeja a la vida de los humanos, donde normalmente los negros suelen llevar a sus bebés detrás y los blancos solemos llevar los críos delante.

Esta noche montamos el campamento. El camping donde estamos tiene una piscina con el agua helada! No lo podíamos creer con el calor que hacía como podía estar tan fría esa agua.

Para sorpresa nuestra: al anochecer empezó a refrescar bastante, y durante la cena (19:30h) ya tuvimos que taparnos con una chaqueta.

– Spitzkoppe:

Espectacular formación rocosa de granito rojo, un granito con más de 700 millones de años, que forman unas curiosas y bellas formas debido al enfriamiento y posterior erosión. El color tan peculiar de esta piedra es debido a la alta concentración de minerales. El pico más alto alcanza los 1784 m.
Se encuentran muchos ejemplos del arte de los bosquimanos pintados en las rocas de la zona.

 

Día 9 DAMARALAND – CATARATAS EPUPA

A las 6h de la mañana nos dirigimos hacia la parte más fronteriza del país y tras 10h de trayecto llegamos a las Cataratas Epupa, frontera con Angola, un paisaje que sorprende después de estar varios días en pleno desierto.

A media mañana, sobre las 11:30h, hacemos parada en Opuwo; un gran pueblo, mucha gente, mezcla de tribus, supermercados, bancos e incluso una cafetería con wifi. Esta parada es bastante curiosa (además de necesaria) ya que al entrar al super ves a diferentes Himbas empujando un carrito y paseando por los pasillos, una imagen bastante llamativa.

Después de un camino irregular, subiendo y bajando los baches o tramos por donde pasaría agua (si la hubiera), sinceramente un tramo bastante pesado, llegamos a Epupa donde el río separa de forma natural dos países, Namibia y Angola, una zona llena de baobabs y diferentes saltos de agua de más de 30 metros. Una zona dónde viven dos tribus: los Himba y los Hereros.

Se dice del Baobab que es el árbol de la vida porque tiene agua dentro. Hay una leyenda que cuenta que cuando se creó este árbol quedó tan bonito que se enfadaron mucho y entonces le dieron la vuelta y lo enterraron (fijaros que parece que sus ramas son como raíces)

Retomando al tema de las tribus, hay una fácil distinción entre ellos: unos van “desnudos” y los otros van vestidos 😊

Los Himba fueron nómadas con origen tal vez de Sudán del Sur y Etiopía básicamente por sus rasgos nilóticos y cuerpos altos y esbeltos. Es una tribu ganadera de la que se encarga los hombre mientras las mujeres se quedan en el poblado junto a los niños y ancianos. Es una tribu donde se permite la poligamia, donde se usa una gran cantidad de ornamentos al estilo de collares y brazaletes y las mujeres Himba se untan la piel con una crema a base de ocre, manteca y hierbas la cual les da a su piel un característico color rojizo.

Los Herero son antiguos ganaderos y agricultores que han estado siempre buscando las mejores tierras en Namibia, enfrentándose a diferentes grupos étnicos e incluso a los colonos alemanes. Se reconocen fácilmente por su vestuario que no ha cambiado desde el siglo XVI cuando los misioneros alemanes, ofendidos por su desnudez, les obligaron a vestirse; las mujeres cambiaron su vestimenta por amplios vestidos de estilo victoriano. También cabe destacar sus curiosos sombreros que imitan la forma de los cuernos de vaca, no solo como fuente de riqueza económica sino como parte integral de sus creencias.

Acampamos a orillas del río Kunene, en Epupa Falls Lodge.

 

Día 10 CATARATAS EPUPA

Visitaremos uno de los poblados de los pastores semi-nómadas Himba y nos mostrarán parte de su cultura y tradiciones. No podemos pasar por alto que algunas chicas Himba llevan reloj y algún que otro niño está mascando chicle, pero es normal, se podría decir que poco a poco los estamos invadiendo, pensad que ellos ahora ya van al super a comprar por lo que pueden ver y pueden adquirir casi cualquier cosa.

Por la tarde nos dedicamos a pasear por el pueblo e ir al mercadillo para comprar alguna artesanía..

Esta noche cenamos gacela saltarina. Realmente buena y muy tierna.

Campamento en Epupa Camp.

 

Día 11 CATARATAS EPUPA – PN ETOSHA

Dejamos atrás las Cataratas Epupa y salimos sobre las 06:30h de la mañana para recorrer 500 km y en unas 7h  llegar al Parque Nacional de Etosha, uno de los mejores parques nacionales de África, especialmente famoso por sus rinocerontes. Este parque tiene una extensión de 25.000km cuadrados (más o menos como Galicia para hacernos una idea), un parque cerrado y con varias charcas artificiales donde los animales van a beber y a refrescarse.

Etosha significa “blanco”, hay mucho polvo y tal vez por esto los elefantes tengan este color más blanquito.

Pasaremos la noche en Olifants Rus Camp, un camping cerca de una poza artificial a la que se accede a través de una pasarela y se puede ir a ver si hay algún animal bebiendo agua. El nombre del campamento se traduce como “Descanso de elefante” y es que antiguamente cuando había sobrepoblación, fue un matadero de elefantes.

– Parque nacional Etosha:

Situado al norte de Namibia, el parque nacional Etosha es uno de los mayores del continente. Declarado parque nacional en 1907,  se caracteriza por ser una gran planicie seca y salada, en la que las condiciones áridas hacen que no exista mucha vegetación; por esta razón, la visión de los animales es mucho más agradecida que en otros parques de África.

 

Días 12 y 13 PN ETOSHA

Días de safari en camión recorriendo la extensión del PN Etosha, en busca de animales.

 

Día 14 PN ETOSHA – TSUMEB

Último día de safari en el PN Etosha. Último safari matutino incluyendo una parada en su espectacular salar con una extensión de 7.200 kilómetros cuadrados.
Este último safari en Etosha  de unas 2 horas de trayecto ha sido espectacular ya que hemos podido ver un leopardo en plena posición de caza; después de un rato estar observando y siguiendo muy sigilosamente a su presa, parece ser que ha cambiado de idea, ha dejado libre a ese pobre animal y pasándose por delante del camión se ha dirigido hacia donde había una gran manada de zebras.

Salimos del parque sobre las 13h para llegar en hora y media (80km) a Tsumeb, la ciudad más cercana al parque fundada por colonizadores alemanes que desarrollaron la actividad minera en busca de piedras preciosas. Esta ciudad es famosa porque cayó un meteorito hace 80.000 años en la granja de Hoba West, el más grande que se ha encontrado de una pieza con un peso de 60 toneladas, el mayor trozo de hierro que se ha descubierto hasta ahora en la Tierra. La forma rectangular que tiene nos explica porqué no originó ningún cráter cuando impactó en la tierra y es porque al atravesar la atmósfera se frenó más de lo usual e impactó a muy baja velocidad. Cuando alguien se sube sobre él se produce un fenómeno acústico de lo más curioso: al hablar, la voz adquiere una tonalidad metálica, como una versión robot de tu propia voz.

La entrada a Hoba West cuesta 20 Dólares namibios (2018)

Nos alojamos en el Hotel Minen 2★

 

Día 15 TSUMEB – RESERVA DE NYAE NYAE

Por la mañana vamos a visitar el meteorito aunque llegaremos más tarde de lo previsto debido a un reventón (el primer y único que sufrimos, por suerte, en este viaje). Llegamos al meteorito en una hora y media. Después de la visita nos dirigimos a Grootfontein para hacer parada en su Super. Teníamos intención de hacer un safari en 4×4 en el Parque Nacional de Khaudum pero no era factible llegar a tiempo por lo que nos dirigimos directamente al Campamento justo al lado de un poblado bosquimano en Tsumkwe, descendientes del pueblo más antiguo del mundo, de los más tradicionales y menos influenciados. Debemos advertir que para llegar a este poblado, la carretera es bastante mala, hay muchos baches y es un recorrido con  mucha arena en el camino.

Por la tarde, sobre las 16h nos viene a buscar un señor San que nos hará de traductor, y nos llevan a ver como cazan, dónde y cómo viven en su poblado. Los bosquimanos son muy fáciles de reconocer a simple vista: son personas pequeñas donde la altura media es de 145 centímetros, con rasgos muy parecidos a los chinos. Pero hay otras peculiaridades físicas, la más conocida es la “esteatopigia” (acumulación de grasa en las nalgas) y es debido a la necesidad de almacenar energía para épocas de penuria.
Lo más curioso en nuestra visita es que nos mostraron el primer “Reflex” del mundo, una pequeña raíz que huele exactamente igual que el spray Reflex, y que sirve exactamente para lo mismo, el dolor muscular. Ellos o bien se lo toman como una infusión o bien se hacen un corte donde tienen el dolor y se pasan esta pequeña rama para aliviarlo.

Campamento

– Los Bosquimanos y la reserva de Nyae Nyae:

Hablando de historia en África, encontramos a los descendientes de uno de los pueblos más antiguos del planeta: los Bosquimanos o también conocidos como los San en la Reserva de Nyae Nyae. Fue un pueblo cazador recolector nómada que poco a poco les han obligado a abandonar sus territorios y vivir en zonas áridas y extremas en la que se han integrado. Hoy en día los San siguen presionados para abandonar todavía más su territorio y para adaptarse a un estilo de vida sedentario. Es un ejemplo la política de Botswana donde desde finales 2013, el gobierno no los deja cazar y va cerrando los pozos de agua para que los San se vayan de sus tierras. Desgraciadamente casi siempre han sido sometidos, considerados “inferiores” y expulsados de las tierras donde habían levantado sus aldeas

En Tsumkwe, en la reserva de Nyae Nyae, con una superficie de unos 9.000 km2 en los que habitan unas 2.300 personas de esta tribu, los San nos enseñaran parte de su cultura todavía muy viva; técnicas de supervivencia y escucharemos su curioso lenguaje en el que los sonidos los realizan con chasquidos de la lengua y sonidos guturales.

 

Día 16 RESERVA DE NYAE NYAE – DELTA DEL OKAVANGO

A las 7h de la mañana nos dirigimos ya a dejar este país tan increíblemente árido que ha sido Namibia para, en tres horas de trayecto, entrar ya en la deseada y esperada Botswana. Nos espera un cambio radical de paisaje rodeados de zonas verdes y azules a orillas del Delta del Okavango (7h de trayecto total).

Un país de 200.000 km cuadrados con dos millones de habitantes y 4 millones de burros 😊

Aquí hay menos racismo. Así lo indica o representa la propia bandera: Las bandas negra y blanca del centro representan la armonía racial y también se refieren a las cebras que sostienen el escudo nacional.

La moneda del país es la Pula (1 eur = 10 pula) y el significado de Pula es agua, tan escasa en el país.

El Delta del Okavango fue declarado en 2014 patrimonio de la humanidad. El Delta cubre una superficie de entre 16.000 km² y 22.000 km² durante las crecidas

Acamparemos en Guma Camp, pero debemos dejar nuestro camión ya que no puede acceder hasta el campamento, e iremos con un 4×4. En breve sabemos porqué el camión no podía pasar: nos quedamos atrapados con tanta arena.

Por la tarde salimos en barca para ir a ver algún animal (sobre todo avistamos pájaros) y disfrutar de un increíble atardecer sobre el agua.

Campamento Guma Camp

 

Día 17 DELTA DEL OKAVANGO

Despertamos tranquilamente por la mañana e iremos a disfrutar del Delta, primero iremos en lanchas rápidas y luego en piraguas tradicionales llamadas mekoro, navegando entre sus nenúfares. Llegamos a una pequeña isla en medio del delta donde nos explica el guía que aquí vienen las mujeres a recoger la paja (que nos rodea por todos lados). Estas mujeres trabajan de sol a sol, recogiendo y haciendo fajos para luego venderlos por unas 150 pulas en el mercado del pueblo. Nos explican también que sólo lo que es el trabajo en sí y el transporte hasta el pueblo o la ciudad, ya supone mucho más dinero que el que ganan vendiéndolo.

Por la tarde llega la actividad más emocionante: Subir en helicóptero y recorrer el Delta. El coste de la actividad son 190 USD (2018) y se puede pagar con tarjeta de crédito (cobrando un 2% más)

Esta es la actividad que recomendamos a todo el mundo. Si debéis escoger una actividad extra en vuestro viaje, realmente esta es la que vale más la pena.

En el helicóptero te das cuenta del Delta en sí, ves y contemplas desde las alturas toda su explanada, unas vistas impresionantes del Delta del Okavango que realmente te dejan con la boca abierta. En este momento es cuando eres consciente de dónde estás!

La duración de esta actividad es de 30 minutos y da tiempo suficiente a ver hipopótamos, elefantes y algún que otro cocodrilo.

Campamento Guma Camp

 

Día 18 DELTA DEL OKAVANGO – MAHANGO

Dependiendo del tiempo que tardes en pasar la frontera otra vez hacia Namibia, en unas 5 horas puedes llegar a Ngepi Camp, dentro de la reserva Mahango. Esta reserva está en Caprivi, tocando la frontera con Botswana y gracias a su gran extensión de marismas y bosques de ribera, nos da la oportunidad de poder ver algunas especies de antílopes que son difíciles de observar en otros parques.

Llegamos al camping donde nos espera una piscina-jaula para quien quiera pegarse un chapuzón siempre a salvo de cocodrilos e hipopótamos.

Por la tarde nos vamos de safari con el mismo camión viendo el río Okavango, hasta el anochecer.

Nuestras tiendas de campaña están justo al lado del río, y esto hace que durante toda la noche se vayan oyendo elefantes e hipos.

Campamento Ngepi Camp

 

Día 19 FRANJA DEL CAPRIVI – PN CHOBE

Nos levantamos pronto para poder cruzar la frontera de nuevo hacia Botswana lo antes posible, llegamos sobre las 11h y tardamos un poco más de una hora en acabar con toda la burocracia en las dos fronteras. Contamos con llegar a Chobe en 6h.

Una vez entras en Botswana en breve ya encuentras la entrada al Parque Nacional Chobe. Este parque nacional de Botswana nos ofrece un increíble espectáculo de naturaleza siendo uno de los santuarios más bonitos de la fauna africana, con multitud de elefantes y enormes manadas de búfalos. Leones que siguen a sus presas, cocodrilos y muchos hipopótamos que habitan en el río.

Nos dirigimos a nuestra zona de acampada dentro del Eco Chobe Safari Lodge e iremos a comer el buffet del restaurante. Por la tarde nos vamos de safari en barca por el río Chobe con una duración de 3 horas más o menos donde veremos un gran número de hipopótamos, elefantes, búfalos, los babuinos haciendo de las suyas… un safari bonito y diferente. También tienes una vista preciosa en una orilla donde casi todos los animales se acercan y te da una panorámica increíble con toda la fauna mezclada unos con otros bebiendo en el río.

Campamento en Eco Chobe Safari Lodge.

 

Día 20 PN CHOBE – CATARATAS VICTORIA

De madrugada (05:45h) nos espera ya un 4×4 para realizar un safari por el parque. Nos dirigimos a la Puerta de entrada llamada Sedudu Gate, a unos 4 km del Lodge. Realmente fascinante la cantidad de animales que puedes ver en este parque, y qué cerca están! (claro está que no es lo mismo hacer un safari en camión -alto y protegido- que en un 4×4 – bajo y completamente abierto-).
Espectacular el guía y conductor del 4×4 observando en todo momento el suelo, para ver y seguir las huellas del león. Finalmente tuvimos suerte, justo vio unas muy recientes y ahí estaba él! Lo estuvimos siguiendo poco a poco, viendo sus movimientos.

Una vez finalizado este increíble safari sobre las 09:30h, nos dirigimos directos hacia la frontera para entrar finalmente a lo que va ser nuestro último país en ruta: Zimbabwe. Tras pasar la frontera y tardar 45 min con el papeleo (podría ser peor) llegamos a Cataratas Victoria sobre las 13h. Nos alojamos en nuestro hotel y tiempo libre para visitar el pueblo o ir a ver las cataratas. Nos recomendaron ver las cataratas por la tarde ya que por la mañana muchas veces hay niebla.

Hotel Victoria Falls Rainbow 3★

 

Día 21 CATARATAS VICTORIA

La entrada a las Cataratas Victoria son de 30 USD (año 2018). Disfrutar de las vistas de “Mosi Oa Tunya” el Humo que truena, un estruendo que sus 550.000 mts3 de agua provocan al desplomarse desde 111 mts, nos ofrece un maravilloso espectáculo natural.

Las cataratas Victoria, nombradas así en honor a la reina Victoria de Inglaterra por el Dr. Livingstone en 1855 cuando las vio por primera vez, se componen de diferentes caídas de agua, cada una de las cuales recibe un nombre distinto: la catarata del Diablo, la catarata Principal, la catarata del Arco Iris y la catarata del Este.

Hay un sinfín de actividades para hacer como practicar rafting en el río Zambeze, sobrevolar las cataratas en helicóptero, hacer puenting…

A nosotros no nos recomendaron sobrevolar las cataratas en helicóptero, la actividad es un poco cara y nos dijeron que es un vuelo de sólo 7 minutos haciendo dos 8 para verlas.

Si queréis ir a hacer puenting, éste  está justo en la frontera entre Zimbabwe y Zambia. No necesitáis pasaporte, en la salida del país, tenéis que pedir un pase especial para el puente, os dan un trozo de papel con el número de personas escrito a mano y la fecha. NO PODÉIS PERDERLO si queréis volver a entrar. Esta actividad se hace justo en medio del puente que une los dos países.

Hotel Victoria Falls Rainbow 3★

 

Día 22 CATARATAS VICTORIA – ESPAÑA

Salida del vuelo de regreso vía Johannesburgo (2h)  y Londres (11h).

 

Instrucciones a seguir en un Safari por Sudáfrica frente a un animal

  • Todo lo que corre es comida, por lo tanto prohibido correr.
  • Si se acerca un elefante siempre siéntate o arrodíllate y quédate bien quieto.
  • Si se acerca un león no te muevas para nada (y reza si sabes)
  • Sólo es permitido correr cuando se acerque un leopardo, un hipopótamo y un búfalo (más que nada porque con estos no hay nada que hacer, así que…por intentar escapar que no quede)

 

CLIMA

Pensad que esta ruta abarca países y regiones muy variados, tanto climatológica como paisajísticamente hablando. Por lo tanto nos obliga a llevar ropa y saco de dormir adecuados a todos estos cambios.

En África las estaciones del año son lo opuesto a las que tenemos en Europa, en los meses de verano de España, en África austral es invierno.

A primera hora de la mañana y a última hora de la tarde, las temperaturas son bajas, por lo que hay que ir preparado. Estas temperaturas suelen ser aún más intensas en Namibia los meses de Julio y Agosto que se puede llegar a 0ºC durante la noche. Las temperaturas diurnas serán más agradables sin duda (20/25ºC en julio agosto / alrededor de 30/35ºC los meses de septiembre, octubre, noviembre). Aunque durante los meses de invierno (julio y agosto) podemos encontrarnos algún día realmente frío. Es por esto que durante estos dos meses estamos obligados a llevar roba de abrigo y un saco de dormir realmente adecuado a bajas temperaturas.

En Botswana y Zimbabwe las temperaturas son siempre un poco más altas.

A partir de septiembre empieza la primavera y las temperaturas van subiendo sin dejar de pensar que esta estación del año comporta muchas veces un tiempo variable.

Noviembre es uno de los meses más calurosos del año, sobretodo en la zona norte de Namibia, en Botswana y Zimbabwe, donde las temperaturas son altas.

Sin duda alguna el sol es más intenso que el de España, es muy recomendable llevar protección solar de factor alto.

En septiembre y octubre, prever también algo de ropa de abrigo.

El riesgo de lluvias es prácticamente nulo en los meses de junio a octubre. En noviembre pueden ser ocasionales. Es a finales de diciembre cuando empieza la temporada de lluvias.

 

VACUNAS

Consulta nuestro blog de viajes vacunas para viajar

 

Recomendaciones para un Safari por Sudáfrica

Cojín avión (además de usarlo en el avión será muy útil para los largos trayectos en camión e incluso para dormir en la tienda)

Toallitas (necesaria en muchos casos para poder limpiarte las manos e incluso asearte)

Biodramina para la gente que se mareé aunque sea un poco en coche/bus/camión.

SIM en cada país

Crema hidratante (la piel se reseca mucho)

Perfume para cuando se visiten las focas (la olor que desprenden es muy fuerte y bastante desagradable)

Si quieres comprar las pulseras típicas de los himbas debes hacerlo cuando estés en Namibia, no esperar a Vic Falls porque ya no hay (aquí al final solo hay telas y figuritas)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Traducir »