Qué ver en Brasil – La mejor ruta para visitar Brasil 2019

Qué ver en Brasil

Bienvenido al país de los contrastes, una verdadera aventura atravesar el país y poder así disfrutar de sus bellas playas paradisíacas, islas tropicales, montañas de ensueño, selvas exuberantes y ciudades increibles con mucha historia que explorar. Como ves, hay muchísimas razones por las que visitar Brasil. A continuación te detallamos qué ver en Brasil para que tu próximo viaje sea más fácil de organizar.

Ruta para visitar Brasil

La ruta por Brasil que proponemos es de 20 días con el siguiente itinerario:

Salvador de Bahia (4 días)

Manaus (Amazonas) (4 días)

Cataratas de Iguazu (2 días)

Ilha Grande (4 días)

Paraty (2 días)

Rio de Janeiro (4 días)

Para viajar por Brasil se recomienda realizarlo con vuelos internos para las grandes distancias y transporte público (bus) para las cortas.

 

Qué ver en Salvador de Bahía

Pelourinho

Esta ciudad afrobrasileña, primera capital del Brasil Colonial e importante centro de tráfico de esclavos es la capital de Bahía, conocida por la capoeira y sobre todo por la arquitectura colonial centrada sobre todo en su centro histórico El Pelourinho, repleto de construcciones coloniales portuguesas, casonas de los siglos XVI, XVII y XVIII pintadas de diferentes colores dando mucha alegría a todas las calles de este casco viejo. A lo largo de sus cuestas y calles con adoquines redondeados, abundan además iglesias de las que caben destacar la Catedral de Salvador, la Iglesia y Convento de San Francisco y la Iglesia de Nuestro Señor de Bonfim, donde es casi obligado dejar un trozo de tela de colores con el nombre del Señor de Bonfim.

 

Praia Flamingo

Es la última playa del norte de Salvador de Bahía, alejada del centro y de la multitud, ideal para los amantes de la naturaleza.

Praia do Forte

A unos 70km al norte de Salvador encontraréis la Praia do Forte, antiguo pueblo de pescadores famoso por sus aguas cristalinas y arenas blancas rodeadas de cocoteros, donde también se pueden encontrar piscinas naturales, todo tipo de actividades acuáticas, hoteles de lujo, fauna como tortugas y ballenas; el exotismo de la cultura brasileña.

Praia de Imbassai

La Praia de Imbassai  está a escasos 10 kilómetros de Praia do Forte. El clima y el paisaje son muy parecidos a la anterior playa pero cabe destacar que ésta es un lugar mucho más relajado y sin tal vez tantos visitantes. La desembocadura del rio Imbassai es un paraíso y la playa es interminable. Sin duda merece ser visitada por todas sus dunas y cocoteros.

Isla Itaparica

La Isla de Itaparica es la isla más grande de la Bahía de Todos los Santos que todavía conserva muchas riquezas naturales. Se divide en dos municipios: Itaparica, con algunas construcciones coloniales, y Vera Cruz, donde se encuentran las mejores playas de la región, por lo general con aguas poco profundas, tranquilas y bien tibias. En total en la isla hay 40 km de playa con una gran variedad y combinaciones.

Para llegar a Itaparica se debe tomar un barco en Salvador y en apenas 1 hora se llega a este paraiso.

Morro de Sao Paulo

Morro de Sao Paulo es un pueblo con playas y paisajes paradisíacos. Se encuentra en una isla, con acceso realizado sólo por barco o avión. Un lugar especial para relajarse y pasar el rato con las maravillas que ofrece.

Para llegar a Morro de Sao Paulo hay dos opciones desde Salvador, en avión y en barco.

Volar a Morro es la opción, obviamente, más cara; desde el aeropuerto internacional hay el trayecto que une la capital con la isla en tan solo 20 minutos. Precios orientativos: billete solo ida puede costar entre 300-500 RS.(2016)

Llegar en ferry es la segunda y más barata opción. Desde la Terminal Marítima, al lado del Mercado Modelo, salen grandes catamaranes que en unas 2 horas y tal vez 3 dependiendo del estado de la mar llegan al embarcadero de Morro de Sao Paulo. Los billetes se pueden comprar directamente en la taquilla de la terminal y los precios por trayecto pueden oscilar entre los 90 y 100 RS (2016).

 

Moverte por Salvador de Bahía

Parar disfrutar de esta bonita ciudad y su casco antiguo es recomendable caminar anque también cabe la posibilidad de tomar taxis sobre todo cuando llega la noche. Para trayectos un poco más largos dentro de la misma ciudad encontrareis los autobuses, el transporte barato pero también muy usado y casi siempre van muy llenos y los trayectos son más largos de lo habitual.

Dónde dormir en Salvador de Bahía

La oferta de hoteles y posadas es muy grande y variada debido a su turismo creciente durante los últimos años. Nuestra elección fue el Hotel Aram Yami Hotel. Muy recomendable, para tener una estancia de lujo. Situado en pleno casco antiguo pero a la vez alejado del barullo. Un hotel con muchos detalles, con una decoración excelente y un trato excepcional.

 

Qué ver en Amazonas

Manaus

Manaus es el pueblo de llegada (o salida) para adentrarte y empezar la experiencia en el Amazonas. A través de una agencia (nosotros lo hicimos con Gero Amazon Tours) estuvimos viviendo 3 días en el amazonas, pescando pirañas, persiguiendo caimanes, paseando por la jungla para ver o intentar ver todo tipo de animales, contemplando puestas de sol espectaculares, etc.

Cómo llegar a Manaus

Desde Rio de Janeiro hay vuelos que llegan a Manaus. Las compañías Latam y Gol son las que ofrecen vuelos directos llegando en 4 horas y otros más baratos haciendo una escala con una duración de más de 6 horas. El precio dependerá de la temporada en la que se visite Brasil, del horario del vuelo y del número de escalas que se escoja.

Qué ver en las Cataratas de Iguazú

Cómo llegar a las Cataratas de Iguazú

Desde Manaus la manera más rápida es con avión. No hay vuelos directos, hacen escala en Sao Paulo y la duración suele ser de unas 7-8h dependiendo de la compañía y la escala. Latam y Go son las dos compañías que ofrecen estos vuelos y los precios dependerán de la temporada en la que se visite Brasil.

Cataratas de Iguazú – Parte de Brasil

Desde el pueblo Foz do Iguaçú se llega fácilmente hasta las cataratas en transporte público con el BUS 120 de la compañía omnibus foz iguaçu. El precio del trayecto es de 3,45 Rs por trayecto (2016)

La entrada para ver las Cataratas del lado de Brasil cuesta 63Rs (2016). Del lado brasileño sólo hay una pasarela, en un solo sentido, por lo que es un recorrido sin dificultad que finaliza en el mirador famoso y conocido con el nombre de Garganta del Diablo. Este agradable paseo (ida y vuelta) se puede hacer tranquilamente en dos horas.

Cataratas de Iguazú – Parte Argentina

Visitar el lado Argentino es totalmente recomendable y casi obligado ya que se tienen vistas totalmente diferentes a la de la parte brasileña.

Para llegar a Puerto de Iguazú (Argentina) desde Foz de Iguazú (Brasil) se debe tomar un Bus de la compañía Rio Uruguayo, pagando el trayecto  a 23Rs (2016) hasta llegar a la terminal de buses. Desde la Terminal, hay diferentes opciones para llegar a la entrada de las Cataratas, un taxi compartido es el más rápido, siempre hay gente con quien compartir el trayecto y el precio del taxi saliendo a unos 15Rs por persona y trayecto (2016).

Se recomienda entrar en la Cataratas de la parte Argentina a primera hora de la mañana ya que esta parte es la más extensa y puede llevar todo el día para visitarla.

La entrada a las Cataratas cuesta 330 pesos argentinos (2016)

Moverte por Foz de Iguazu

Foz no es una ciudad muy grande por lo que lo más fácil es ir caminando dependiendo claro está de donde se encuentre vuestro alojamiento. En cualquier caso hay buses urbanos que te acercan a cualquier punto de la ciudad.

Dónde dormir en Foz de Iguazu

La oferta de hospedaje de Foz de Iguazu es bastante amplia y puede variar segun gustos y presupuestos. Nosotros nos alojamos en Iguassu BackPackers Hostel, muy bien ubicado, tiene una parada de autobús justo enfrente, facilitando y agilizando el tiempo para desplazarte, y a pocos metros del hostal hay un centro comercial con amplia oferta de ocio y restauración.

Dónde comer en Foz de Iguazu

La oferta gastronómica en Foz de Iguazu es bastante amplia y abarca todo tipo de bolsillos. Tanto en el mismo centro como en los centros comerciales encontrarás multitud de restaurantes. Nosotros estuvimos en Sabores da Brasil donde comimos muy bien por 55Rs por persona (2016), Ponto Brazil que es un restaurante a peso, es decir tu vas escogiendo todo lo que tienen expuesto en su buffet según gusto y hambre y pesan el plato, se paga lo que pesa la comida.

Qué ver en Ilha Grande

Cómo llegar a Ilha Grande

Para llegar a Ilha Grande desde Rio de Janeiro se deberá tomar un autobús hasta Angra dos Reis, trayecto de 3 horas y coste de 54RS (2016). Desde la parada de autobús al puerto hay un tramo corto pero dependiendo del equipaje que lleves un taxi te puede acercar por sólo 15Rs. Una vez en el puerto debes tomar el barco o barca privada hasta Ilha Grande llegando en tan sólo 1 hora. Los precios varían dependiendo si se coge el barco público 15Rs o las barcas privadas 50Rs (2016)

Ilha Grande

La isla de Ilha Grande es un destino ideal para amantes de la naturaleza y de actividades varias en el mar. No es una de las islas más bonitas de Brasil pero sí el conjunto de actividades y excursiones hacen un sitio recomendable, es por eso que el flujo de turistas aumenta considerablemente cada año.

Hay un par o tres de playas donde puedes relajarte, comer o beber pero no son de las más bonitas. Se recomiendo hacer las excursiones para ver esas playas paradisíacas con las que todos soñamos.

Excursión Islas Paradisíacas

Esta excursión a las Islas Paradisíacas con una duración de 7 horas en total haciendo paradas en diferentes islas y playas. El coste de esta excursión es de 130Rs por persona (2016). Todas las agencias que hay por la isla, que no son pocas, ofrecen esta opción y al mismo precio.

Playa Lopes Mendes

Para ir a Playa Lopes Mendes no hace falta contratar ningún servicio privado, se puede hacer perfectamente por vuestra cuenta. Hay barcos que te acercan a la playa en tan sólo 1 hora. El precio del billete ida y vuelta es de 30 Rs por persona (2016). Una vez lleguéis, en el mismo barco se os informarán de los horarios de vuelta.

Para llegar a esta playa grande y larga deberás atravesar un caminito, fácil de andar que cualquier persona puede indicarte como ir si no ves desde un principio con claridad donde está el caminito. En 25 minutos con tranqulidad llegas a la playa.

Moverte por Ilha Grande

Desde luego que para moverte sólo por lo que es la isla en sí, lo mejor es caminar. Para desplazarte por diferentes islas, evidentemente deberemos tomar cualquier barco.

Dónde dormir en Ilha Grande

El aumento de turismo ha provocado que Ilha Grande ofrezca una gran variedad de hoteles, hostales y posadas para todos los gustos. Nosotros nos alojamos en Biergarten Suits, unas habitaciones privadas en un recinto precioso y muy cerca de la playa.

Dónde comer en Ilha Grande

La oferta gastronómica en Ilha Grande es muy variada. Nosotros escogimos un restaurante a primera línea de playa (tanto que nos mojábamos los pies con las olas) llamado Julio Cesar Soares donde comimos los platos típicos de la zona por 140Rs dos personas. Y volvimos a repetir la experiencia de comer a peso en Biergarten Restaurant, donde para orientaros un poco los 100gr costaban 5,80 Rs (2016).

Qué ver en Paraty

Cómo llegar a Paraty

Desde Angras do Reis, donde está el puerto que te lleva a Ilha Grande, se toma un Bus hasta Paraty. El trayecto es de tan sólo 2 horas y el precio del billete 11,50 Rs (2016).

Paraty

Paraty es una hermosa ciudad colonial, considerada Monumento Histórico Nacional, que preserva hasta hoy sus innumerables encantos naturales y arquitectónicos. Un paseo por su centro, todo ello peatonal, hacen trasladarse en el tiempo. Podemos observar aún el suelo original que requiere un calzado especial, ya que se trata de adoquines (grandes) que dificultan a veces el caminar. Casas bajas, blancas y con ventanas y puertas de gran colorido hacen de Paraty un lugar precioso.

Es recomendable hacer la visita gratuita que ofrece Free Walking Tours para conocer un poco más la historia de este bonito pueblo, conocer y saber muchas cosas de su pasado y sorprenderte también con algunos secretos.

 

Praia do Meio y Praia Caixadaço

En Paraty se ofrecen bastantes excursiones para ir a visitar y conocer los alrededores. Una de las playas que suelen recomendar los locales son la Praia do Meio y la Praia Caixadaço, a las que puedes llegar facilmente con un Bus urbano que llega a Trindache en 1 hora y de allí andando llegas a estas playas. El billete de autobús es de 3,40 Rs por persona (2016).      La mejor comida que puedes tener en estas playas es la que se ofrece en la misma arena. Diversas personas recorren las playas para ofrecerte los Xurrasquiños que es a como se le llaman a lo que conocemos como pinchitos. Hay mucha variedad de xurrasquiños, de queso, diferentes carnes y diferentes pescados como gambas por ejemplo. Los pinchos cuestan 5Rs cada uno (2016).

Moverte por Paraty

Sin duda alguna por el pueblo debes moverte a pie. Caminar es la mejor manera de conocer todos los rincones de este precioso pueblo colonial.

Dónde dormir en Paraty

Paraty es un lugar muy turístico por lo que la oferta de alojamiento es elevada y para todos los bolsillos. Nosotros nos alojamos en Macabéa Hostel & Pousada, un hostal muy sencillo y muy bien ubicado.

Dónde comer en Paraty

La oferta gastronómica en Paraty es muy ámplia. Nosotros quisimos esta noche darnos un pequeño homenaje en un local que nos llamó la atención la decoración y la carta por supuesto, Restaurante Pippo.

Qué ver en Río de Janeiro

Cómo llegar a Rio de Janeiro

La comunicación por aire es la más solicitada si llegáis directamente de vuestro origen o cualquier otro país. También hay una gran flota de autobuses que recorren todo Brasil con buena comunicación entre grandes ciudades.

Desde Paraty, hay un autobús operado por la compañía «Costa Verde» que en tan solo 5 horas y con un coste de 72,50 BRL (2016) os lleva directamente a la gran ciudad.

Rio de Janeiro

La segunda ciudad más poblada del Brasil mundialmente famosa por su carnaval y por su futbol; pero ¿quién no ha visto alguna vez una fotografía de su enorme Cristo Redentor? Un icóno de la ciudad y declarado uno de las Siete Maravillas del Mundo Moderno. Y es que Río de Janeiro ofrece mucho al visitante, conocida con el nombre de «Ciudad Maravilla» tiene una belleza y un encanto natural que atrapa a cualquier persona que pise esta ciudad. Esta ciudad de veranos infinitos ofrece al viajero un lugar ideal para combinar cultura y playa e incluso aventura y selva.

Bien sabido es el riesgo o peligro que conlleva visitar ciertas zonas de esta gran urbe, pero yendo con precaución, juicio, coherencia y sin necesidad de correr riesgos, no debería ser motivo de inseguridad alguna.

Pan de Azucar

El famoso Cerro Pan de Azúcar o Morro Pão de Açúcar, es uno de los iconos y lugares más visitados de Brasil. A sus 396 metros de altura, se tienen unas vistas privilegiadas de Río de Janeiro y la Bahía de Guanabara. No está claro el origen del nombre del Pan de Azúcar, pero sí es cierto que se trata de un lugar clave en la historia de la ciudad.

Para llegar a la cima de Pan de Azúcar debéis tomar los 2 teleféricos, los dos tramos de 3 minutos de duración cada uno, os ofrece unas increibles vistas de 360°. La primera parada llega a la cima del Morro de Urca donde vale la pena hacer una pequeña parada y disfrutar de las vistas antes de coger el segundo teleférico y subir a la cima de Pan de Azúcar. Desde la última cima se disfrutan de unas impresionantes vistas del Morro del Corcovado y su Cristo Redentor y de toda la arena blanca que forma la playa de Copacabana. El precio de la entrada para subir a Pan de Azúcar es de 76 BRL (2016)

Cristo Redentor del Corcovado

Reconocido a nivel mundial, es sin duda la experiencia que no debes perderte en Rio de Janeiro. Esta gigantesca escultura es desde el 2007 es una de las Siete Maravillas del Mundo Moderno. Es posible verlo casi desde cualquier rincón de la ciudad ya que está situado en un lugar privilegiado en el que el Cristo abraza y protege la gran urbe.

Para llegar a este Cristo, hay diversas opciones, en taxi o en tren. Los taxistas están esperando en la puerta de la atracción, explicando siempre que el tren no va, que la frecuencia ha disminuído y deberéis esperar mucho tiempo al siguiente tren y muchas otras cosas. Aconsejamos informarse bien del horario de trenes (que son bastante frecuentes) en la misma taquilla ya que parra visitar el Cristo la mejor opción y la más económica es tomar el tren que sale desde la estación Ferro do Corcovado, con 20 minutos de recorrido y un precio de 79 BRL (2016).

Barrio de Santa Teresa

Uno de los barrios bohemíos y más característicos de Rio de Janeiro es el Barrio de Santa Teresa. Un barrio que vió su máximo esplendor durante los primeros años del siglo XX y del que dejaron testimonio de esta época sus grandes y preciosas casas-palacetes que todavía se pueden ver por sus calles hoy en día. La clase adinerada y los emigrantes europeos escogieron esta zona para poder construir sus majestuosas casas y que convirtieron a este barrio en uno de los más selectos de la ciudad. Poco a poco llegó la decadencia y el deterioro y este barrio perdió todo su glamour y las clases acomodadas empezaron a desplazarse a otras partes de la ciudad.

Las escalinatas de colores, el Convento de Santa Teresa son los dos atractivos más famosos de este barrio.

Moverte por Rio de Janeiro

Por seguridad la opción de contratar Uber sería una de las preferidas y más escogidas por el visitante. Si nuestra intención es solo visitar los puntos más turísticos de la ciudad, no hay problema en usar el bus urbano, económico y fácil de usar.

Dormir en Rio de Janeiro

Copacabana junto a Ipanema son las zonas más seguras y con más oferta turística, ideales para alojarse. Posiblemente la más solicitada y también un poco más económica sea Copacabana con todas las infraestructuras necesarias como hoteles, restaurantes, bares y tiendas. Tiene una buena comunicación para moverte en bus e ir a visitar, por ejemplo, lo más importante de la ciudad.

Comer en Rio de Janeiro

La gran oferta gastronómica de Rio es tal que sería díficil poder escoger o recomendar un restaurante.

La zona de Copacabana está repleta de restaurantes y bares, para todos los gustos y bolsillos. En el Paseo marítimo se encuentra un gran número de locales para escoger, esta zona está repleta de vida y mucha gente que hace un lugar idea para cenar y tomar algo en sus terrazas.

 

 

Qué ver en Brasil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Traducir »