Ruta por Jordania

Wadi-Jordania-Maletaready

Ruta por Jordania

En esta ruta por Jordania recorremos los lugares y monumentos más importantes y famosos del país. Jordania es un país que nos ofrece lugares arqueológicos increíbles, playas de arena blanca, montañas para hacer trekkings, desiertos deslumbrantes, castillos que nos retroceden en la historia y unos corales espectaculares para ver mientras buceamos.

Este país goza de una seguridad casi increíble considerando todos los países de alrededor, que precisamente no están en sus mejores momentos para el turismo, pero Jordania queda en medio de toda esa tempestad, bastante seguro para el turista y con una infraestructura muy buena.


Jerash  –  Ajlun

Jerash, a tan solo 1h de Amman en bus, está repleta de ruinas encontradas en 1920 y está considerada una de las 10 ciudades más importantes del imperio romano por estar dentro de una de las principales rutas comerciales. Hoy en día Jerash es uno de los puntos más atractivos de Jordania. De entre sus ruinas destaca sus teatros, la gran plaza, le hipódromo, los accesos visibles aún de la Antigua entrada a la ciudad destacando el Arco de Adriano.

Lo que llama mucho la atención en Jerash son la cantidad de columnas que se mantienen aún en pié, tanto las de la Plaza Oval como las de la avenida principal a la ciudad, la avenida de columnas o Cardo Massimo.

A 35 minutos de Jerash en Bus se puede llegar al Castillo de Ajlun (Qal’at Ar-Rabad): Este castillo islámico se construyó básicamente para controlar las minas de hierro de la zona y disuadir a los francos de invadirla. Dominaba tres rutas principales y protegía las rutas comerciales entre Jordania y Siria.

La vuelta de Ajlun a Ammán se tarda una hora y media en Bus.

 

Castillos del desierto

Los denominados “Castillos del desierto” en verdad no son todo Castillos, porque algunos fueron palacios y otros hammames o caravasares. Todos estos edificios se construyeron entre el s.VII y VIII y se encuentran en una antigua ruta entre Medina y Kufa. Hay una palabra que se repite en todos ellos, justo delante de cada nombre, y es la palabra QASR que hace referencia a una obra fortificada.

Dejamos un listado de los Castillos y la distancia de cada uno de ellos a Ammán:

  • Qasr al-Qastal, a unos 25 km al sur de Ammán
  • Qasr al-Muwaqqar, a unos 30 km al sur de Ammán
  • Qusair Mushatta, a unos 35 km al sudeste de Ammán
  • Qasr Hammam As Sarah, a unos 55 km al nordeste de Ammán
  • Qasr al-Hallabat, a unos 60 km al nordeste de Ammán  (1h de Amman)
  • Qasr Kharana, a unos 65 km al este de Ammán
  • Qusair Amra, a unos 85 km al este de Ammán
  • Qasr Tuba, a unos 95 km al sudeste de Ammán
  • Qasr Al Azraq, a unos 100 km al este de Ammán (1h30min de Ammán)


Madaba y el Monte Nebo

Madaba situada a 45 min de Amman, es conocida sobre todo por sus mosaicos bizantinos y omeyas. Visitar la Iglesia Ortodoxa de San Jorge donde se encuentra el Mapa de Madaba, un mosaico-mapa de la era Bizantina mejor conservado.

A tan sólo 20 minutos de Madaba se encuentra el Monte Nebo, desde donde Moisés vislumbró la tierra prometida tras haber guiado a los israelitas por el desierto durante 40 años. Desde aquí se puede llegar a ver el Mar Muerto.

 

Kerak  y la pequeña Petra

El castillo Cruzado, conocido como Kerak, está situado a casi 2h de Amman. Fue una de las mayores fortalezas cristianas en Tierra Santa. Su situación le permitía controlar las caravanas de beduinos entre Egipto, Siria y La Meca. Los sucesores lo reforzaron con torres y fosos que son precisamente lo mejor conservado en la actualidad.

Antes de llegar a Petra, se puede hacer una parada en el Castillo de Shobak, anteriormente llamado Castillo de Mont Real. Lo construyó Balduino I de Jerusalén en un punto estratégico que permitía el control del comercio ya que se necesitaba un permiso de paso. Este castillo pasó por diversas manos, los últimos en reconstruirlo fueron los mamelucos.

A un poco más de 2h en bus, se llega a la pequeña Petra o Al-Beid, totalmente gratuito y lejos de Petra en verdad ya que fue utilizado como puerta de entrada donde los viajeros pasaban la noche antes de entrar a la Gran Petra.

Es como ver Petra pero en pequeño, casi las mismas edificaciones pero más pequeñas y en menor cantidad todo ubicado en un tipo de “desfiladero”.


Petra

Conocida también como La Ciudad Rosa, donde los nabateos decidieron establecer la capital de su imperio, excavando preciosos templos y tumbas por las montañas. Se convirtió en un importante centro de intercambio cultural entre las civilizaciones árabe, egipcia y sirio-fenicia.

Petra es conocida como la “Ciudad Perdida” porque desde que en la Edad Media fue totalmente abandonada, no fue de nuevo “descubierta” hasta el s.XIX. Forma parte del Patrimonio de la Humanidad y fue escogida como una de las Siete Nuevas Maravillas del Mundo

La entrada a Petra se hace atravesando el sobrecogedor Siq, un estrecho desfiladero de 1,2km de longitud, una falla natural, que desemboca en las ruinas más elaboradas de Petra “El Tesoro”. Es imprescindible subir las más de 800 escalones para subir y ver el Monasterio. Petra fue conquistada por los romanos y pasó a ser una ciudad controlada por el emperador Trajano. De aquí a que se puedan apreciar algun que otro resto arqueológico de esta época como la Vía de las Columnas o el Teatro de Petra.

La entrada a Petra cuesta entre 50 y 90JDN (2017) diferentes precios para los que se alojan allí, o los que vienen de crucero.

 

Aqaba

A 2h de Petra se llega a Aqaba, un enclave con hoteles y actividades de primera categoría donde hacer deportes de aventura y disfrutar de una de las mejores experiencias en buceo, inmersiones increíbles gracias a un clima suave y corrientes de agua que han creado un sitio perfecto donde crecen corales y se encuentra una fauna marina muy variada.

Dos inmersiones cuestan sobre 55 JDN (2017)


Mar Muerto – Wadi Rum

Mar Muerto. Con el agua de temperatura media de 18º, es difícil imaginar que hace miles y miles de años todo el valle del Jordán descansaba bajo el Mar Rojo. Cuando éste retrocedió dejo dos masas de aguas parecidas a un lago, el mar de Galilea y el Mar Muerto. El Mar Muerto se sitúa a 408m bajo el nivel del mar. Una de las razones del porqué este mar es tan salado es porque no hay salida, recibe agua de ríos y arroyos pero ninguno drena hacia fuera.

Tiene una composición relativamente diferente al agua del mar ya que es rico en calcio, magnesio, potasio y bromo. Por eso y muchos más detalles es imposible que haya vida en este mar, de ahí el nombre propio.

Se recomienda no meter la cabeza en el agua, sobre todo por los ojos. Pensad que cualquier herida pica mucho, imaginad los ojos! Tanto su agua como sus barros hacen del lugar un balneario natural adecuado para tratamientos de belleza y para cura de enfermedades varias.

A un poco más de 1h nos adentramos en el Desierto de Wadi Rum con sus rosadas y rojas arenas que ofrecen un paraje inhóspito y espectacular, el Valle de la Luna, tierra de beduinos.

Lawrence de Arabia, arqueólogo y escritor definió Wadi Rum como una rareza en un mundo indómito; vasto, divino y lleno de ecos. Las rutas en 4×4 suelen costar a partir de los 30 JDN (2017).



4h en Bus para llegar a Amman

 

Amman

el centro histórico de la ciudad es relativamente pequeño y lo más importante se puede visitar en un sólo día.

Ciudadela de Amman. Uno de los sitios más antiguos del mundo. Es posiblemente el mejor mirador de Ammán hoy en día, y posé ruinas increíbles como el Templo de Hércules(con esas columnas gigantescas), los restos romanos, el Palacio Omeya (con su cúpula de color azul. La ciudadela fue testigo del nacimiento de tres grandes religiones: el Islam, el Judaísmo y el Cristianismo

El Teatro Romano. Un enorme auditorio de piedra blanca construido en el S.II a.C. y que es imprescindible subir hasta la parte más alta para tener una vista espectacular del lugar y alrededores.

Odeón, justo al lado del teatro romano y de entrada gratuita. Monumento con 500 asientos para las actuaciones musicales de la época.

Museo Arqueológico. Imprescindible visitar sus grandes tesoros,

Pasear por el downtown para vivir y convivir con los lugareños, ver y entrar en sus tiendas. Repleto de calles y edificios modernos mezclados con ruinas romanas que hacen que llegues hasta llegar a la Mezquita Al-Husseini aunque sólo se para verla por fuera ya que los NO musulmanes no tienen permitida la entrada. Entrar y comprar en los zocos llenos de olores y colores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Traducir »